19 de mayo de 2016

TORMENTA DE FRASES (II)

Se es adulto sólo cuando se vuelve a ser un niño...


El catalanismo independentista se basa en nada real o duradero o sustancial. Cualquiera puede ser catalanista y por ende catalán. Es un impulso político, no tiene génesis orgánico, sólo es una expresión más del odio a España o del que ha sido enseñado para odiarla. Por lo tanto vale bien poco. El independentismo catalán es una quimera y una mentira, basado en quimeras y en mentiras: un error histórico.

EL ODIO A ESPAÑA EN CATALUÑA

La gente vive con una mente inmadura. De ahí el triunfo de las ideologías utópicas y de las estupideces.

El progre mandando todo el día a leer y a viajar y se queda tan pancho: ponte a trabajar, vago.

Todo queda invalidado por la igualdad. Si todo vale lo mismo, si las opiniones de todos valen lo mismo, nada tiene peso, ni valor… y por lo tanto no hay criterio. Pero es que ni siquiera es así: el igualitarismo es la ideología con la que los débiles quieren vencer y ponerse por encima de los más válidos por decreto. ¿Por qué ganan? Porque son mayoría. ¡Viva la democracia parlamentaria, conocida por algunos como Régimen del 78!, jajajaja...

NADIE PESA LO MISMO, ¿ACASO ESOS BLANQUITOS SON IGUALES QUE EL MORENO Y LA ORIENTAL? NO. PUEDE QUE SEAN MEJORES O PEORES.

Los burgueses se caracterizan por ser unos delicados: ya no son una clase, ser burgués ya no depende del dinero, puesto que se trata de una actitud, de un carácter particular. No les gusta llenarse de barro, no les gusta poner el coche al sol –pueden dar mil vueltas para buscar un poco de sombra, no se vayan a quemar los pobrecitos al montarse de nuevo–, no les gustan los refugios de montaña, no les gusta dormir al raso… ni trabajar. Es decir, son gente que cuando la conoces sabes que son burguesas por sus modales afeminados; gente anodina, comodona, tiquismiquis, materialista y llena de conversaciones inútiles. 

LO BURGUÉS ES UN IMPULSO ESCASAMENTE VIRIL

Esos malnacidos que te apartan por no ganar tanto dinero. ¡Ay!, que me aparten sin cesar, por favor, no se me vaya a ir la cabeza y os meta la cartera hasta el esófago, jajajaja...

No me gusta la ingratitud, me parece poco noble.

En la montaña cunden personas que andan mirando el suelo. O son estúpidos o se miran el ombligo todo el rato pensando que por ir tan rápido son mejores que los demás.

La naturaleza dice quién eres realmente, de ahí el miedo de muchos.

SE VAN DE ROSITAS

Vivo en el mundo donde los terroristas son tratados como héroes porque no hay lo que hay que tener para darles su merecido. Tal vez el terror y la justicia tengan los mismos métodos, puede que a simple vista parezcan lo mismo –hasta yo sé que hacer justicia es simplemente un criterio, algo impuesto por quien tiene el poder–, pero que no nos distraigan los sollozos, hay que hacer lo que hay que hacer y sin vacilar. Si pudiera imponer mi criterio de justicia… lo haría y la habría. 

1 comentario:

  1. Veo con gran preocupación el tema del crecimiento del ISIS a nivel mundial. Ese va a ser un gran problema para todos. Es culpa de los afeminados burgueses que nada hacen para evitar la escalada de violencia. Muchas veces los "refugiados" son el caballo de Troya para la invasión a Europa. Los hombres en edad de combatir no deberían ser recibidos. Se supone que tendrían que estar defendiendo sus respectivas patrias. Una de dos: son terroristas o son cobardes. Ninguna de las dos cosas le viene bien al Viejo Continente. Saludos, estimado Daniel.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.